DISOCIACIÓN

Miro mis ojos tristones todavía vidriosos por el esfuerzo de hace un rato pero ningún sentimiento acude. Estar depresivo está mal y estar alegre está bien, pero cuando no hay emociones no eres capaz de reconocer el problema. Empiezas a experimentar una disociación de la realidad dónde solo hay colores grises. Las personas no son personas sino humanoides artificiales, incluso uno mismo. Y entonces empiezas a creerte que la realidad no es real y casi puedes sentir que tu cuerpo no es tuyo, casi consigues embarcarte en un viaje astral premeditado y permanente…

No hay cabida para tus emociones ni mucho menos para las de los demás. La parte negativa es que eres un insensible, pero la parte positiva es que te das cuenta de lo incongruentes que son las reglas que rigen al mundo, a la sociedad y a las personas. Cómo todo gira en torno a un eje inventado y estúpido.


Algo que de lo que algunos nos damos cuenta, pero preferimos mirar a otro lado atraídos por el continuo estímulo de pensar que la vida es un viaje con un destino que está por llegar, que ya está aquí, ya casi! Pero que nunca llega. Cuando quizás la vida sea en realidad una canción que lleva años sonando y que nunca tenemos tiempo de bailar.

🔔¡NO TE LO PIERDAS!🔔

Déjame tu correo y estarás al tanto de todo lo que publico y además recibirás un 25% de descuento para tus compras. Tranqui, prometo no spamear 😉.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

TÉ ROJO

TÉ ROJO

He tenido una experiencia, una experiencia ordinariamente especial.En un miércoles cualquiera he tenido una cena normal, con un vino normal, en una casa normal de una ciudad normal, pero con una...

leer más
15 – 4 DE JUNIO

15 – 4 DE JUNIO

Sábado once de junio de 2022, faltan cuatro días para cumpleaños, pero eso da igual, el caso es que hoy tenía una cita con dos personas. La primera con Manuel, la segunda con Roberto, y las dos eran...

leer más
ROME IS BURNING

ROME IS BURNING

Rome is burning, he said, as he poured himself another drink. Yet, here I am knee deep in a river of pussy. Here it comes, she thought. Another self-indulgent,...

leer más

Subscríbete